Por negarse a vacunar a menores contra Covid-19, Secretaría de Salud viola la ley

El gobierno federal se ha resistido a brindar vacunas para proteger contra el Covid-19 a los menores de edad a pesar de que ya existen estudios respecto a la seguridad de su aplicación, por esto viola la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes en cuanto al derecho a la vida, a la supervivencia y el desarrollo, la no discriminación, la inclusión, entre otros.

En estos días de pandemia, salir a la calle no es lo más recomendable pero a veces es necesario hacerlo, en una de esas salidas, se escucha en el radio del automóvil una campaña de la Alianza por la salud alimentaria denominada “Nuestros niños son primero”; es inevitable pensar en esa campaña y en las noticias respecto a que las autoridades de Salud del gobierno federal se niegan a vacunar a los menores pese a que ya existen en el mercado internacional dosis que se les pueden aplicar sin mayor riesgo.

Pasa por la mente el tema de los padres de familia que han tenido que solicitar amparos para obligar al gobierno lopezobradorista a cumplir con su obligación de proteger a los menores brindándoles la vacuna, y la acción limitada y a regañadientes de vacunar a los adolescentes, primero solo aquellos con comorbilidades, después, tras la orden de un juez federal, de hacerlo de manera generalizada.

Anuncios

La negativa gubernamental para proteger a los menores contra el Covid-19 ha llegado a tal punto que el pasado 8 de noviembre la Secretaría de Salud decidió impugnar la resolución de un juzgado federal que la obliga a incluir a los menores en la vacunación, lo que ha generado críticas no solo a nivel nacional sino también internacional.

Recientemente la secretaría de Salud anunció que este viernes 19 de noviembre iniciará el registro en línea de los menores entre 15 y 17 años para recibir la vacuna que los protegerá de Covid-19, no obstante aún mantiene sin protección a los menores de 5 a 14 años, para los cuales ya hay vacunas.

Anuncios
La ley de derechos de los niños

El 04 de de diciembre de 2014 se publicó en el Diario Oficial de la federación la Ley General de Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes para reconocer a los menores de edad “como titulares de derechos, con capacidad goce de los mismos” y obligar al Estado mexicano a protegerlos e incluirlos en los programas gobierno.

En términos de ley son niñas o niños los menores de 12 años y adolescentes, los menores de 18 y mayores de 12 años cumplidos, por lo que propuesta de registro para recibir la vacuna de Covid-19 realizada por la Secretaría de Salud no cubre, ni siquiera, a la totalidad de los adolescente en capacidad de recibir las dosis correspondientes a la inmunización.

Anuncios

La ley señala, en su artículo 13 que son derechos de los menores (entre otros): derecho a la vida, a la paz, a la supervivencia y al desarrollo; derecho de prioridad; derecho a la igualdad sustantiva; derecho a no ser discriminado; derecho a vivir en condiciones de bienestar y a un sano desarrollo integral derecho a la protección de la salud y a la seguridad social y derecho de participación; que serían, principalmente los que estaría violando el gobierno federal al negarse a proteger a los menores contra el Covid-19.

El mismo artículo indica que “Las autoridades federales, de las entidades federativas, municipales y de las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, en el ámbito de sus respectivas competencias, adoptarán las medidas necesarias para garantizar estos derechos a todas las niñas, niños y adolescentes sin discriminación de ningún tipo o condición” (he decidido resaltar la información que nos permite observar de mejor forma empunto de exposición).

Asimismo, el artículo 14 señala que “Niñas, niños y adolescentes tienen derecho a que se les preserve la vida, a la supervivencia y al desarrollo”, un punto que no estaría respetando el gobierno federal con al negativa de vacunación y más, todavía, con la impugnación a la resolución que el Poder Judicial le ha impuesto.

Anuncios

De igual forma el artículo 17 señala que “Niñas, niños y adolescentes tienen derecho a que se les asegure prioridad en el ejercicio de todos sus derechos, especialmente a que:

“I. Se les brinde protección y socorro en cualquier circunstancia y con la oportunidad necesaria;

“II. Se les atienda antes que a las personas adultas en todos los servicios, en igualdad de

condiciones, y

“III. Se les considere para el diseño y ejecución de las políticas públicas necesarias para la

protección de sus derechos”.

Anuncios

También, la ley señala en su artículo 37 que “Las autoridades de la Federación, de las entidades federativas, de los municipios y de las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, para garantizar la igualdad sustantiva deberán:

“[…] II. Diseñar, implementar y evaluar programas, políticas públicas a través de Acciones afirmativas tendientes a eliminar los obstáculos que impiden la igualdad de acceso y de oportunidades a la alimentación, a la educación y a la atención médica entre niñas, niños y adolescentes.

III. Implementar acciones específicas para alcanzar la eliminación de costumbres, tradiciones, prejuicios, roles y estereotipos sexistas o de cualquier otra índole que estén basadas en la idea de inferioridad”.

Anuncios

El artículo 43 menciona que “Niñas, niños y adolescentes tienen derecho a vivir en un medio ambiente sano y sustentable, y en condiciones que permitan su desarrollo, bienestar, crecimiento saludable y armonioso, tanto físico como mental, material, espiritual, ético, cultural y social”.

El Capítulo Noveno

En la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, el capítulo noveno trata específicamente “Del Derecho a la Protección de la Salud y a la Seguridad Social” en el cual, el artículo 50 señala específicamente:

Anuncios

“Niñas, niños y adolescentes tienen derecho a disfrutar del más alto nivel posible de salud, así como a recibir la prestación de servicios de atención médica gratuita y de calidad de conformidad con la legislación aplicable, con el fin de prevenir, proteger y restaurar su salud. Las autoridades federales, de las entidades federativas, municipales y de las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, en el ámbito de sus respectivas competencias, en relación con los derechos de niñas, niños y adolescentes, se coordinarán a fin de:

I. Reducir la morbilidad y mortalidad;

“II. Asegurar la prestación de la asistencia médica y sanitaria que sean necesarias a niñas, niños y adolescentes, haciendo hincapié en la atención primaria;

“[…] IV. Adoptar medidas tendentes a la eliminación las prácticas culturales, usos y costumbres que sean perjudiciales para la salud de niñas, niños y adolescentes; [como puede ser la mala práctica o costumbre de evitar vacunarlos].

“[…] IX Fomentar y ejecutar los programas de vacunación y el control de la niñez y adolescencia sana para vigilar su crecimiento y desarrollo en forma periódica;

Anuncios

“X Atender de manera especial las enfermedades respiratorias, renales, gastrointestinales, epidémicas, cáncer, VIH/SIDA y otras enfermedades de transmisión sexual e impulsar programas de prevención e información sobre éstas;

“[…] Los Sistemas Nacional y estatales de Salud deberán garantizar el pleno cumplimiento del derecho a la salud atendiendo al derecho de prioridad, al interés superior de la niñez, la igualdad sustantiva y la no discriminación, así como establecer Acciones afirmativas a favor de niñas, niños y adolescentes”.

Nada de esto se hace valer por las autoridades federales, por el contrario, son estas quienes niegan el derecho de los menores a ser protegidos por las vacunas que han sido probadas y aprobadas en el ámbito internacional para su aplicación en menores de edad.

Anuncios
Las obligaciones incumplidas

La ley también señala en su artículo 102 que “Las autoridades federales, de las entidades federativas, municipales y de las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, en el ámbito de sus respectivas competencias están obligadas a proporcionar asistencia médica, psicológica y atención preventiva integrada a la salud”.

Por su parte el artículo 105 señala que “Las leyes federales y de las entidades federativas dispondrán lo necesario para que, en términos de lo dispuesto en la presente Ley y en el ámbito de sus respectivas competencias, se dé cumplimiento a las obligaciones siguientes:

Anuncios

“[…] III. Que la directiva y personal de instituciones de salud, asistencia social, académicas, deportivas, religiosas o de cualquier otra índole, se abstengan de ejercer cualquier forma de violencia, maltrato, perjuicio, agresión, daño, abuso, acoso y explotación en contra de niñas, niños o adolescentes, y que formulen programas e impartan cursos de formación permanente para prevenirlas y erradicarlas”.

En términos de lo que marca la Ley, las autoridades están obligadas a garantizar los derechos de los menores, en el artículo 114 se indica específicamente “para lo cual deberán observar el interés superior de la niñez y asegurar la asignación prioritaria de recursos en términos de las disposiciones aplicables”.

Anuncios

Para colmo de males, en términos de Ley, existe el Sistema Nacional de Protección Integral de los menores integrados, entre otros por “i. El presidente de la República, quien lo pedirá; […] VII. El secretario de Salud”, es decir, específicamente, quienes se niegan a la vacunación de los menores en México.

Las infracciones y sanciones

La Ley es muy clara al respecto, el artículo 147 estipula que “Los servidores públicos federales, personal de instituciones de salud, educación, deportivas o culturales, empleados o trabajadores de establecimientos sujetos al control, administración o coordinación de aquéllas que, en el ejercicio de sus funciones o actividades o con motivo de ellas, indebidamente impidan el ejercicio de algún derecho o nieguen la prestación del servicio al que están obligados a alguna niña, niño o adolescente, serán sujetos a las sanciones administrativas y demás que resulten aplicables, en términos de las disposiciones correspondientes.

En tanto que el artículo 148 señala que “En el ámbito federal, constituyen infracciones a la presente Ley:

Anuncios

“[…] II. Respecto de servidores públicos federales, personal de instituciones de salud, educación, deportivas o culturales, empleados o trabajadores de establecimientos sujetos al control, administración o coordinación de aquéllas, así como centros de asistencia social o de cualquier otra índole de jurisdicción federal, propicien, toleren o se abstengan de impedir, cualquier tipo de abuso, acoso, agresión, daño, intimidación, violencia, maltrato o perjuicio de que tengan conocimiento, en contra de niñas, niños y adolescentes;”

En este sentido la sanción correspondiente a las autoridades de salud que se niegan a proteger a niñas, niños y adolescentes, en términos del artículo 149 es que “se les impondrá multa de hasta mil quinientos días de salario mínimo general vigente en el Distrito Federal al momento de realizarse la conducta sancionada”, tomando en cuenta que el salario mínimo general vigente en la Ciudad de México es de 123.22 pesos diarios, la sanción correspondiente podría ascender hasta 184 mil 830 pesos, en función de que las autoridades competentes puedan considerar: la gravedad de la infracción, el carácter intencional o no de la acción, los daños que se hubieren producido o podrían producirse, la condición económica del infractor y su reincidencia.

Anuncios

La Ley señala que las sanciones deberán ser aplicadas por “La dependencia o entidad de la Administración Pública Federal que resulte competente, en los casos de las fracciones I y II del artículo 148 de esta Ley” que en todo caso correspondería a la Secretaría de la Función Pública.

En caso de que así fuera, se deberá iniciar un proceso administrativo en contra de las autoridades responsables de la vacunación y solo después de que este se haya concluido se podrían aplicar las sanciones indicadas por la ley.

La radio continúa lanzando comerciales antes de regresar a su programación, la reflexión sobre la injusticia contra los menores y el desinterés del actual gobierno por protegerlos persiste por unos instantes y concluye con una frase de la propia esposa del presidente, Beatriz Gutiérrez Müller: #ConLosNiñosNo.

Puntuación: 5 de 5.

Sígueme en mis redes sociales

Únete a 1,385 seguidores más


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: